El impacto de los “ojos secos” en la calidad de vida

1150

Voltar

Un numero considerable de infectados con la hepatitis C presenta síntomas de deshidratación, síntomas sentidos en la disminución de la saliva, en una mayor sequedad vaginal y en la disminución de las lagrimas que lubrican los ojos, síntomas ésos que aumentan mucho durante el tratamiento con interferón. En general el médico que trata de la hepatitis no otorga mucha atención a estos síntomas, los tratando como un efecto residual, sin mayor importancia.

La revista American Journal of Ophthalmology de este mes publica un interesante estudio demostrando que el llamado “Síndrome de los Ojos Secos” ocasiona en los pacientes una alteración significativa en la calidad de vida. La incidencia del problema en Estados Unidos alcanza casi 8% de las mujeres y 5% de los hombres con más de 50 años de edad (el síntoma es observado con mayor frecuencia en el sexo femenino). La prevalencia observada en los infectados con la hepatitis C es bien superior, pero todavía no existen estudios estadísticos.

El “Síndrome de los Ojos secos”, objeto de este estudio es caracterizado por una deficiencia en la cantidad o calidad de las lagrimas, pudiendo dañar incluso la superficie del ojo, causando irritación, ojos enrojecidos y perturbaciones visuales.

Los investigadores estudiaron el impacto del síndrome en actividades diarias, como la lectura, dirigir automóviles, trabajar en la computadora, asistir televisión, etc.. Participaron 600 pacientes quiénes fueron entrevistados mediante un formulario acepto por la comunidad científica para evaluar calidad de vida.

El resultado encontrado confirma que aproximadamente 60% de los individuos que presenta el “Síndrome de los Ojos Secos” tuvieron una disminución significativa en su calidad de vida, presentando dificultades para las actividades diarias, se sintiendo limitados y maldispuestos en la realización de las mismas.

Es un resultado importante que debe ser llevado en cuenta por el portador de hepatitis C y por el médico que cuida su enfermedad, pues son estas enfermedades relacionadas que comprometen la calidad de vida. En general ellas son ignoradas, pero cabe al enfermo buscar otros médicos, aquéllos que realmente demuestren estar preocupados con el ser humano y no solamente con el virus de la hepatitis C.

Uno de los mejores medicamentos para disminuir y hasta prevenir la deshidratación del organismo es el agua. No existiendo contraindicaciones beba mucha agua, por lo menos tres litros por día, en intervalos regulares durante todo el día. Pacientes en tratamiento con interferón que ingieren entre tres cinco litros de agua por día presentan menos efectos secundarios debido a que las toxinas de los medicamentos son eliminadas del organismo por la orina y, al mismo tiempo disminuyen la deshidratación, entre ellos el síndrome de los ojos secos.

Para los casos más graves existen colirios que provocan lagrimas artificiales.

Este artículo fue redactado con comentarios e interpretación personal de su autor, tomando como base la siguiente fuente:
American Journal of Ophthalmology – Volume 143, Issue 3, Pages 409-415.e2 (March 2007) – Impact of Dry Eye Syndrome on Vision-Related Quality of Life – Biljana Miljanovic?, Reza Dana, David A. Sullivan, Debra A. Schaumberg

Carlos Varaldo
www.hepato.com
hepato@hepato.com 


IMPORTANTE: Los artículos se encuentran en orden cronológico. El avanzo del conocimiento en las pesquisas puede tornar obsoleta cualquier colocación en pocos meses. Encontrando colocaciones diversas que puedan ser consideradas controversias siempre debe se considerar la información más actual, con fecha de publicación más reciente.


Carlos Varaldo y el Grupo Optimismo declaran que no tienen relaciones económicas relevantes con eventuales patrocinadores de las diversas actividades.


Aviso legal: Las informaciones de este texto son meramente informativas y no pueden ser consideradas ni utilizadas como indicación médica.


Es permitida la utilización de las informaciones contenidas en este mensaje si se cita la fuente: WWW.HEPATO.COM


El Grupo Optimismo es afiliado a AIGA – ALIANZA INDEPENDIENTE DE GRUPOS DE APOYO

Compartilhar