Depresión en la hepatitis

849

Voltar

Es natural sentirse triste, abatido, deprimido, en alguna oportunidad, pero si ese malhumor persiste, día después día, podría señalizar depresión. La depresión es un episodio de tristeza o apatía juntamente con otros síntomas que duran por lo menos dos semanas consecutivas pudiendo ser grave lo suficiente para interrumpir actividades diarias. La depresión no es una señal de flaqueza o una personalidad negativa. Es un problema de salud y una condición médica para la cual existe tratamiento.

La depresión es la enfermedad mental más común, afectando unas 350 millones de personas en el mundo. En los infectados con hepatitis C la depresión es más común, siendo agravada con el tratamiento utilizando el interferón y a ribavirina.

Los principales síntomas de la depresión son un sentimiento de tristeza y / o pérdida de interés en la vida. Actividades que antes eran placenteras pierden su apelo. Las personas también pueden ser tomadas por un sentimiento de culpa o inutilidad, falta de esperanza y pensamientos recurrentes de muerte o suicidio.

La depresión puede estar ligada a síntomas físicos entre quiénes pueden acontecer los siguientes:

– Fatiga,
– Pérdida de energía,
– Insomnio, especialmente al final de la noche,
– Sueño excesivo,
– Dolores persistentes, cefalalgias, calambres, o problemas digestivos que no mejoran, mismo con tratamiento.

Alteraciones en el apetito o en el peso acontecen en la depresión. Algunos aumentan el apetito, mientras otros pierden el apetito completamente. Las personas deprimidas pueden experimentar pérdida de peso o ganancia de peso.

Sin tratamiento, la turbulencia física y emocional provocada por la depresión puede perjudicar el trabajo y las relaciones. Las personas deprimidas generalmente tienen dificultad para concentrarse y tomar decisiones. Ellos se alejan de las actividades anteriormente agradables, incluyendo sexo. En casos graves, la depresión puede constituir peligro de vida.

Las personas que están deprimidas son más propensas a intentar el suicidio. Señales de alerta incluyen hablar sobre la muerte o el suicidio, amenazando herir a las personas, o la práctica de comportamiento agresivo o de riesgo. Cualquier un que aparente comportamiento suicida debe ser llevado muy en serio.

Algunos medicamentos, el abuso de alcohol, uso de drogas y alteraciones hormonales pueden ser factores que desencadenan la depresión.

Existen decenas de opciones de tratamiento con medicamentos que en algunas semanas de uso logran hacer efecto. La combinación de terapia con un psicólogo y medicamentos recetados por un psiquiatra son particularmente eficaces.

El ejercicio aerobio es un arma potente contra la depresión lleve o moderada. La actividad física libera endorfinas que pueden ayudar a mejorar el humor. El ejercicio regular también está ligado a una mayor autoestima, un sueño mejor, menos estrés y más energía. Cualquier tipo de actividad física moderada, de la natación al trabajo doméstico, puede ayudar. Elija algo que a usted le gusta y haga entre 20 a 30 minutos, cuatro o cinco veces por semana.

La soledad camina lado a lado con la depresión, el desarrollo de una red de apoyo social puede ser una parte importante del tratamiento. Eso puede incluir participar de un grupo de apoyo, encontrar una comunidad de soporte en-línea, o haciendo un esfuerzo para ver los amigos y familiares con más frecuencia.

Carlos Varaldo
www.hepato.com
hepato@hepato.com 


IMPORTANTE: Los artículos se encuentran en orden cronológico. El avanzo del conocimiento en las pesquisas puede tornar obsoleta cualquier colocación en pocos meses. Encontrando colocaciones diversas que puedan ser consideradas controversias siempre debe se considerar la información más actual, con fecha de publicación más reciente.


Carlos Varaldo y el Grupo Optimismo declaran que no tienen relaciones económicas relevantes con eventuales patrocinadores de las diversas actividades.


Aviso legal: Las informaciones de este texto son meramente informativas y no pueden ser consideradas ni utilizadas como indicación médica.


Es permitida la utilización de las informaciones contenidas en este mensaje si se cita la fuente: WWW.HEPATO.COM


El Grupo Optimismo es afiliado a AIGA – ALIANZA INDEPENDIENTE DE GRUPOS DE APOYO

Compartilhar