La diabetes aumenta el riesgo de progresión de la grasa hepática

404

Voltar

Los médicos que tratan a pacientes con diabetes no solo deben controlar los ojos, los riñones, la obesidad y los riesgos cardíacos. No deben descuidar el hígado, ni olvidar considerar la posibilidad de esteatosis (grasa en el hígado).

Los investigadores encontraron que los pacientes diabéticos con grasa hepática en comparación con la población no diabética tenían 4,73 veces más probabilidades de desarrollar cirrosis y 3,51 veces más probabilidades de desarrollar cáncer de hígado que la población general.

La investigación también encontró que los médicos de atención primaria están subdiagnosticando la grasa en el hígado (esteatosis) y subestimando la gravedad de la enfermedad cuando hacen el diagnóstico. Algunos pacientes con grasa hepática ya tienen fibrosis avanzada o cirrosis en el momento del diagnóstico inicial, informaron los médicos de la universidad Queen Mary de Londres.

Para el estudio de cohorte correspondiente, los investigadores examinaron los registros de salud de atención primaria de 18.782.281 adultos en el Reino Unido, Holanda, España e Italia. 136.703 pacientes diagnosticados con esteatosis (grasa hepática alcohólica y no alcohólica) fueron seguidos desde antes del 1º de enero de 2016 y durante un promedio de 3,3 años para diagnósticos posteriores de cirrosis y cáncer de hígado.

Los investigadores se sorprendieron de que el número de pacientes con diagnósticos informados de esteatosis hepática no alcohólica fuera mucho más bajo de lo esperado, lo que significa que muchos pacientes no son diagnosticados en atención primaria.

MI COMENTARIO

La importancia de esta investigación es que el uso de un conjunto de datos del mundo real proporciona evidencia de escenarios comunitarios sobre la grasa en el hígado como una causa importante de enfermedad hepática crónica.

Fuente: Risks and clinical predictors of cirrhosis and hepatocellular carcinoma diagnoses in adults with diagnosed NAFLD: real-world study of 18 million patients in four European cohorts – Alexander M, Loomis AK, van der Lei J, Duarte-Salles T, Prieto-Alhambra D, Ansell D, Pasqua A, Lapi F, Rijnbeek P, Mosseveld M, Waterworth DM, Kendrick S, Sattar N, Alazawi W – BMC Med. 2019 May 20;17(1):95. doi: 10.1186/s12916-019-1321-x.

Carlos Varaldo
www.hepato.com
hepato@hepato.com 

IMPORTANTE: Los artículos se encuentran en orden cronológico. El avanzo del conocimiento en las pesquisas puede tornar obsoleta cualquier colocación en pocos meses. Encontrando colocaciones diversas que puedan ser consideradas controversias siempre es importante considerar la información más actual, con fecha de publicación más reciente.

Carlos Varaldo y el Grupo Optimismo declaran que no tienen relaciones económicas relevantes con eventuales patrocinadores de las diversas actividades.

Aviso legal: Las informaciones de este texto son meramente informativas y no pueden ser consideradas ni utilizadas como indicación médica.

Es permitida la utilización de las informaciones contenidas en este mensaje si se cita la fuente: WWW.HEPATO.COM

El Grupo Optimismo es afiliado a AIGA – ALIANZA INDEPENDIENTE DE GRUPOS DE APOYO

Compartilhar