¿Bebidas alcohólicas antes de iniciar el tratamiento de la hepatitis C perjudican la posibilidad de cura?

1834

Voltar

Diversos estudios recomiendan que personas que abusan de las bebidas alcohólicas deben abandonar las bebidas seis meses antes de empezar el tratamiento para recibir el tratamiento de la hepatitis C con alguna chance de éxito.

Los investigadores pesquisaron el pasado de abuso de bebidas alcohólicas de 421 pacientes infectados con hepatitis C nunca antes tratados con cualquier interferón que recibieron tratamiento con interferón pegilado y ribavirina entre los años de 2002 y 2008.

De los 259 pacientes en los cuales fue posible lograr una historia detallada de la ingestión de alcohol en el pasado fue encontrado que la ingestión de alcohol era regular en un 93,1% de los pacientes antes del diagnóstico de la hepatitis C, 30,9% dejaron de beber entre el diagnóstico y el inicio del tratamiento y 1,9% durante el tratamiento.

Padrones moderados de ingestión de bebidas fueron relatados por 67,9% de los pacientes, 63,5 ingerían bebidas alcohólicas en mayor cantidad antes de empezar el tratamiento y 29,3% relataron abstención menor que el recomendado en los seis meses anteriores al inicio del tratamiento.

A pesar de esos relatos la cura fue obtenida por 80,2% de los pacientes infectados con los genotipos 2 y 3 y por 45,1% de los infectados con los genotipos 1, 4 y 6.

La recidiva del virus en los seis meses después del final del tratamiento no estuvo relacionada con cualquiera de los padrones de ingestión de bebida relatada.

Padrones pre-tratamiento de beber y consumo de alcohol total, fueron ambos sin relación con las tasas de cura. Abstenerse menos de 6 meses antes del tratamiento fue asociado a la disminución de cura en consumos moderados, pero no pesado de alcohol. Recidiva do virus nos seis meses después del final del tratamiento no estaba relacionado a beber después del fin del tratamiento

Concluyen los autores que la cantidad de alcohol consumido antes del tratamiento de la hepatitis C no tiene ningún efecto negativo sobre el resultado esperado con el tratamiento. Un pasado de beber en cantidad abusiva no debe ser considerado un impedimento para la indicación del tratamiento si el mismo es realizado por un equipo multidisciplinar en centro de aplicación semanal del interferón.

MI COMENTARIO

Los resultados muestran que si una persona que en el pasado era bebedor de alcohol de forma abusiva puede recibir el tratamiento y obtener la misma posibilidad de cura que los no bebedores si el paciente es acompañado semanalmente en un centro de aplicación del interferón objetivando conseguir adherencia plena na administración de los medicamentos.

Eso es extremadamente necesario para evitar interrupciones de las dosis de interferón, una cuestión muy común que acontece con dependientes de alcohol y drogas.

O sea, no interesa el pasado y sí como es realizado y controlado de forma permanente el tratamiento de la hepatitis C a ser realizado, desde que durante el tratamiento el paciente deje de beber.

Recuerde siempre curar hepatitis C no significa que el hígado quedo en estado de nuevo, pues el daño en el hígado, sea fibrosis o cirrosis continua existiendo. Después de la cura el hígado puede se regenerar en parte con el pasar de los años, lentamente, pero si se continua bebiendo alcohol continuará siendo destruido y el daño continuará siendo cada vez más grave, ahora por culpa del alcohol.

Este artículo fue redactado con comentarios e interpretación personal de su autor, tomando como base la siguiente fuente:
The impact of lifetime alcohol use on hepatitis C treatment outcomes in privately insured members of an integrated health care plan – Marcia Russell, Mary Patricia Pauly, Charles Denton Moore, Constance Chia, Jennifer Dorrell, Renee J. Cunanan, Gayle Witt, and Scott Martin – Hepatology. 2012 Oct;56(4):1223-30. doi: 10.1002/hep.25755.

Carlos Varaldo
www.hepato.com
hepato@hepato.com 


IMPORTANTE: Los artículos se encuentran en orden cronológico. El avanzo del conocimiento en las pesquisas puede tornar obsoleta cualquier colocación en pocos meses. Encontrando colocaciones diversas que puedan ser consideradas controversias siempre debe se considerar la información más actual, con fecha de publicación más reciente.


Carlos Varaldo y el Grupo Optimismo declaran que no tienen relaciones económicas relevantes con eventuales patrocinadores de las diversas actividades.


Aviso legal: Las informaciones de este texto son meramente informativas y no pueden ser consideradas ni utilizadas como indicación médica.


Es permitida la utilización de las informaciones contenidas en este mensaje si se cita la fuente: WWW.HEPATO.COM


El Grupo Optimismo es afiliado a AIGA – ALIANZA INDEPENDIENTE DE GRUPOS DE APOYO

Compartilhar